jueves, 16 de septiembre de 2010

EL NEEM Y SU NUEVA ALTERNATIVA

Durante las últimas cinco décadas, la agricultura que se ha venido practicando se ha basado principalmente en la alta tecnología y en la utilización de un gran número de productos químicos con el objetivo de maximizar rendimientos. Sin embargo, debido a dichas prácticas agrícolas se han acarreado un número importante de problemas más que nada de tipo ambiental. Por tales motivos, en la agricultura actual se ha vuelto primordial el buscar nuevas alternativas para el manejo de plagas que permitan obtener buenos rendimientos pero que además colaboren a una agricultura sustentable. Dentro de estas nuevas opciones se ha optado por el manejo integrado, el control biológico y el uso de productos de origen orgánico.

Historia

El Neem o Nim (Azadirachta indica) es un árbol originario de la india, que se encuentra verde durante todo el año y cuenta con múltiples propiedades. Además tiene la capacidad de adaptarse a condiciones adversas tales como alta temperaturas y suelos áridos, no fértiles o ácidos. En la India, el árbol del neem es sagrado, con miles de usos desde tiempos remotos. El primer indicio que se tiene sobre el neem en tratamientos médicos data de hace aproximadamente 4500 años. Fue el principal rasgo de la cultura Harappa, una de las más grandes civilizaciones del viejo mundo. Se han encontrado diversos compuestos terapéuticos, incluyendo las hojas del neem, en las ruinas de excavaciones hechas en Harappa y Mohenjo-Daro en el norte y noroeste de la india. El árbol del neem es perene, primo del cabo.

Sus usos

Del neem se pueden utilizar prácticamente todos sus componentes: semillas, cáscara de la semilla, hojas y madera. Desde hace varios siglos, las diversas partes del neem o de sus extractos, han sido utilizados en medicina para tratar diversos males, desde malestares estomacales y fiebre hasta enfermedades tales como viruela loca y malaria y también se le ha empleado como material para construcción, combustible, lubricantes y como repelente de insectos como una, por lo que se ha visto alternativa para elaborar plaguicidas de origen natural. Controla más de 400 especies de insectos que son afectados por los extractos de este árbol, e incluso esta controlando aquellos que se han vuelto resistentes a los plaguicidas sin cuenta con usos medicinales para tratar padecimientos como: éticos. El neem psoriasis reumatismo, irregularidades digestivas, úlceras péptico-duodenales, gastritis, eczemas, artritis, estrés. También es utilizado en alimentación animal. Es, sida y diabetes.

Como insecticida

Protector X4 es un insecticida orgánico hecho a base de aceite de la semilla.
El principal ingrediente activo de este bioinsecticida es el Azadiractin, el cual es estructuralmente similar a la hormona de los insectos llama Ecdisona (hormona de la muda), la cual controla el proceso de metamorfosis cuando los insectos pasan de larva a pupa y a adulto o las mudas de crecimiento. Este producto no mata a los insectos inmediatamente, sino que interrumpe su crecimiento y reproducción. Una de las ventajas de Protector X4 con respecto a insecticidas sintéticos es que presenta poca o ninguna toxicidad a los mamíferos.

1 comentario:

  1. el tema del arbol de neem me parece muy interesante ya que no sabia cuales eran sus utilidades

    ResponderEliminar